3 Formas de ahorrar energía en empresas

ahorrar energia empresa

3 Formas de ahorrar energía en empresas

Los avances tecnológicos nos permiten crear nuevas formas de ahorrar energía en empresas y grandes industrias. En este sentido, ahorrar energía en empresas supone una mayor perspectiva de crecimiento para la compañía. Ya que pagar menos por las facturas de la luz nos permite invertir recursos en otras áreas internas de desarrollo.

Ahorrar energía en empresas ayuda a rentabilizar el negocio

Los costos de electricidad alteran los resultados financieros de la compañía. Por lo que cuanto mayor sea el ahorro energético en tu empresa, más rentable puede llegar a ser tu negocio. Es importante que el departamento financiero estudie de cerca los costos asociados al consumo energético. Ya que algunas acciones de ahorro de energía pueden implicar una importante inversión inicial.

Sin embargo, cualquier forma de ahorrar energía en empresas puede dar como resultado una importante reducción de los costos anuales. En este sentido, una vez identifiquemos qué áreas de nuestro negocio representan un mayor consumo energético, podremos empezar a reducir nuestra factura de la luz con éxito.

3 medidas de ahorro energético para empresas

Por lo general, los equipos que involucran calefacción y refrigeración utilizan una mayor cantidad de consumo energético. Tu empresa puede optar por una evaluación de eficiencia energética para analizar el estado de la instalación.

En una auditoría energética se mide el uso de energía actual y las emisiones de gases de efecto invernadero. Los técnicos proporcionan una serie de recomendaciones prioritarias, destinadas a cumplir con los requisitos para mejorar eficiencia energética de una empresa. Estos son algunos consejos de ahorro de energía que te ayudarán a reducir el consumo para ahorrar en las facturas de la luz.

  1. Equipo de oficina

    Apaga los ordenadores, monitores, impresoras, fotocopiadoras y luces al final de cada jornada laboral. Por otro lado, reduce el uso de papel imprimiendo a doble cara o reutilizando el papel. Utiliza ordenadores portátiles, ya que consumen un 90% menos de energía que los ordenadores de escritorio estándar.

  2. Iluminación

    Limpia los difusores y lámparas polvorientos cada 6-12 meses. Apaga las luces cuando no sean necesarias, así como letreros. Sustituye lámparas incandescentes por lámparas fluorescentes compactas (CFL). Ya que usan menos electricidad para la misma salida de iluminación. Compra accesorios de iluminación con un atenuador que permite ajustar manualmente la intensidad de la luz. Y finalmente, instala detectores de movimiento para controlar la iluminación en áreas frecuentemente desocupadas.

  3. Calefacción, ventilación y aire acondicionado

    Cierra las cortinas por la mañana y la noche para reducir el aumento de calor del sol. Apaga el aire acondicionado durante la última hora de trabajo del día. Mantén la temperatura del área de la habitación a 18 grados durante el invierno y a 25 grados durante el verano. Instala temporizadores o termostatos programables para maximizar la eficiencia del aire acondicionado y bloquea el acceso de los empleados a la configuración de temperatura. Realiza un mantenimiento regular de las unidades, incluidos los ductos de comprobación y el aislamiento de la tubería para detectar daños. Finalmente, limpia las bobinas del condensador y reemplaza los filtros regularmente.

Si estás interesado en conocer más formas de ahorrar energía en empresas, pídenos información sobre nuestras tarifas luz empresa para optimizar tu consumo. Contacta con nosotros sin compromiso.